Escándalo y represión: se levantó la sesión del ajuste a los jubilados

Pasadas las 14 horas, y en un clima de tensión por la represión que se producía afuera del congreso, Cambiemos intentó habilitar la sesión pero no logró reunir el quórum de 129 Diputados. Por un breve espacio de 7 segundos, y transcurrida más de media hora de espera, el tablero marcó el número necesario. El presidente de la Cámara Emilio Monzó declaró que iniciaba la sesión y se desató el escándalo.

La oposición adujo que el número fugaz se logró porque desde el oficialismo sentaron a dos Diputados que no estaba habilitados para participar de esa sesión ya que todavía no habían jurado. Algunos de ellos llegaron a recordar al famoso “diputrucho” de los 90.

La sesión se levantó luego de la intervención de la Diputada Elisa Carrio, quien aprovechó para asegurar que la ley sería aprobada en algún momento. 

El interbloque oficialista buscaba convertir en ley el proyecto de reforma previsional con el apoyo de algunos legisladores que responden a gobernadores provinciales, y en el marco de un tenso clima por la convocatoria a marchas y paro de centrales sindicales.

Mientras se levantaba la sesión, la represión se intensificaba con la agresión de las fuerzas de seguridad a periodistas y personas que no participaban de los desmanes que se estaban produciendo. 

(Visited 412 times, 1 visits today)