El fin de las cuotas sin interés profundizó la caída de las ventas.

La medida presentada como el puntal de la recuperación del consumo interno terminó siendo un nuevo fracaso de la política económica de la gestión de Mauricio Macri. La idea del Gobierno Nacional tenía dos claros objetivos: la baja de la inflación, al bajar los precios al contado, y la consecuente reactivación del mercado interno al posibilitar que los consumidores dispongan de un ahorro adicional que podrían destinar a otras compras. Nada de eso ocurrió.

según cifras de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), las ventas de febrero cayeron un 4,1 % en comparación con igual mes del año pasado.

La CAME viene reclamando un cambio de rumbo en las políticas económicas, preocupados por el cierre constante de comercios y pequeñas empresas familiares ante la sensible caída de ventas, circunstancia que se visibiliza en los permanentes viajes de compras de argentinos a los países limítrofes.

(Visited 15 times, 1 visits today)