A cuatro días de las PASO marcharon contra la Central Nuclear en la Capital Provincial

Más de 2 mil personas de Viedma y zonas aledañas partieron de las cercanías de la Catedral para concentrarse en la Plaza San Martín. La consigna convocante era el No a la Central Nuclear, pero también estaba presente otro reclamo de urgente actualidad: la aparición con vida de Santiago Maldonado.

Es probable que la decisión de descartar a Viedma como lugar para la instalación, le haya restado algo de poder a la convocatoria. El temor inicial parecía ser mayor. Sin embargo, esa circunstancia no invalida que la movilización tenga la importancia de nacer de la organización no tradicional. A pesar de la fuerte apuesta de la Iglesia, y algunos sindicatos de mucha capacidad de presencia callejera, la mayoría de los vecinos se movilizó en su propia representación.

El acuerdo firmado con China tiene la particularidad de ser una suerte de política de estado. Por la linea de continuidad casi sin alteraciones. Lo firmó la anterior gestión del gobierno nacional y lo ratificó la actual. Lo nuevo es que Río Negro le haya ganado la pulseada a otras regiones que también querían la quinta central en sus territorios. 

Es decir que las expresiones político-partidarias más importantes de la Argentina están comprometidas con el proyecto de la utilización de la energía nuclear para generar electricidad. A pesar de que algunos de sus dirigentes rionegrinos hoy prefieran mirar para otro lado y desconocer lo que alguna vez celebraron, temerosos de que eso pueda jugarles una mala pasada en un año electoral.

La preocupación por el impacto ambiental de la utilización de la energía nuclear, estuvo acompañada por el reclamo de la aparición con vida de Santiago Maldonado; un joven que estaba en la comunidad del Lof Mapuche asentada en un campo del departamento de Cushamen en Chubut, en un gesto solidario, y desapareció tras una feroz represión de gendarmeria nacional.

La tarde gris de la Capital provincial fue testigo de una colorida movilización, a 4 días de las PASO para elegir Diputados Nacionales. Es cierto que parece difícil suponer que alguno de los vecinos que participó de la jornada de hoy llegue a votar al candidato del Gobierno provincial, aunque tampoco es posible determinar quién de todos los candidatos que levantan la bandera del No a la Central, por principios o conveniencia, puede capitalizar electoralmente ese descontento.

No es azarosa la fecha elegida, a pesar de que se haya hablado del aniversario de la bomba lanzada sobre Nagasaki. Se buscó darle una señal contundente al gobierno de Alberto Weretilneck, sólo que más allá de la manifestación, importante en términos numéricos, no queda claro como se comportará electoralmente el “colectivo social” que hoy ganó la Plaza San Martín. Y tampoco se puede dimensionar el comportamiento de los amplios sectores sociales que han guardado silencio ante la disyuntiva que se intenta instalar en Río Negro.

Analizar la manifestación antinuclear sin mirar la elección del próximo domingo es imposible, aunque en la génesis de la postura este la idea rectora de evitar la instalación de la Planta en suelo rionegrino. Al margen de ese detalle, sería un error desmerecer lo que sucedió en las calles de Viedma aunque las chances de Sierra Grande como lugar de asentamiento aumentan y la instalación de la Central parece un hecho inevitable. 

(Visited 224 times, 1 visits today)